Image and video hosting by TinyPic

Hola, gracias por su visita y comentarios, es mi deseo que en su estadía aquí algo les haya interesando o llamado la atención.
Muchas bendiciones para ustedes y los suyos.-



Image and video hosting by TinyPic
Image and video hosting by TinyPic

Image and video hosting by TinyPic





Image and video hosting by TinyPic

CONTRA LOS ATAQUES CON ÁCIDOS. Supervivientes de ataques con ácido participan en una cadena humana en protesta contra este tipo de agresiones, delante del Club Nacional de Prensa, en Dacca (Bangladesh). La manifestación, organizada por la Fundación de Supervivientes del Ácido, quiere alertar de que este tipo de ataques han aumentado recientemente con 3.625 víctimas en 3.270 incidentes registrados entre 1999 y 2015, de los cuales 1.847 fueron mujeres, 901 hombres y 877 niños, según datos facilitados por la fundación. (EFE)


Image and video hosting by TinyPic



"No había nadie detrás de la barra del otro verano y en lugar de tu bar, me encontré una sucursal del banco hispanoamericano, tu memoria vengué, a pedradas contra los cristales, sé que no lo soñé, protestaba mientras me esposaban los municipales en mi declaración alegué que llevaba tres copas y empecé esta canción en le cuarto donde aquella vez te quitaba la ropa"

sábado, 14 de mayo de 2011

Todo en la vida tiene riesgos...

Image and video hosting by TinyPic

Ciertamente todo en la vida supone riesgos.

Como G. K. Chesterton escribió: «No creo en un destino que cae sobre el hombre cada vez que actúa; pero sí creo en un destino que cae sobre él si no actúa».
Es decir, corres el riesgo de fracasar lo mismo si intentas algo audaz que si te mantienes inactivo y no lo intentas
Peor aún, mientras menos te atrevas, mayor será el riesgo de que fracases. Irónicamente, mientras mayor es el riesgo a fracasar (y realmente fallar), mayores son las probabilidades de tener éxito.

Si quieres evitarse los riesgos, entonces no hagas nada de lo siguiente:
No conduzcas un automóvil. Son la causa del veinte por ciento de los accidentes fatales.

No viajes ni por aire, ni por tren, ni por agua. El dieciséis por ciento de todos los accidentes ocurren en algún viaje.
No camines por la calle. El quince por ciento de todos los accidentes ocurren allí.
No permanezcas en casa. El diecisiete por ciento de todos los accidentes ocurren en la casa.

En la vida no hay lugar seguro ni actividad sin riesgos. Helen Keller, escritora, conferenciante y defensora de las personas limitadas físicamente, dijo: «La seguridad es más que nada una superstición. No existe en la naturaleza ni entre los hijos de los seres humanos como una experiencia global. A la larga, evitar el peligro no es más seguro que exponerse a él. La vida es una aventura atrevida o no es nada».

De la red.-

Publicado en: http://anagloriaguerrero.blogspot.com/

Imprimir

No hay comentarios.:

Related Posts with Thumbnails